Bebé muerto en Realicó. Para el abogado defensor fue una “situación de descuido”

0
1658

El abogado niega que el hombre, sindicado como el autor de la muerte de un bebé en Realicó, haya arrojado al pequeño contra el suelo de manera intencional. Sin embargo, adelantó que no pedirá la absolución porque considera que actuó con “imprudencia” y “negligencia”.
Mientras avanza la investigación por la muerte de un bebé en Realicó, tanto la Fiscalía como la Defensa desarrollan los argumentos que respaldan sus teorías del caso. Mientras que para el Ministerio Público las lesiones sufridas por el infante, que posteriormente causaron su fallecimiento, se condicen con un hecho provocado intencionalmente, para la Defensa fueron producto de una situación de descuido, en el marco de un hecho accidental.

El caso es investigado por Armando Agüero, fiscal general de la Segunda Circunscripción Judicial, y la fiscala Ivana Hernández, de la Fiscalía Temática de Delitos contra las Personas de la misma jurisdicción.

El incidente se produjo en una vivienda de Realicó en la tarde del 12 de diciembre de 2015. Si bien en un principio fue tratado como un “accidente doméstico”, con el avance de la investigación se descubrieron elementos que permitieron sospechar que en realidad se trató de una muerte intencional.
Tras el cambio de carátula, a comienzos de abril fue detenido un hombre sospechado de ser el responsable del hecho. Se trata de un primo de la madre de la pequeña víctima fatal, a quien, por pedido de la Fiscalía, el juez de Control Heber Pregno (H) le dictó la prisión preventiva por 90 días, luego de formalizarlo por el delito de “homicidio simple”.
El nivel de avance de la causa es importante. Dentro de las medidas de prueba ordenadas, semanas atrás se llevó a cabo una reconstrucción, donde el imputado dio su versión de cómo ocurrió todo, en el mismo lugar donde el bebé resultó gravemente lesionado.

Explicaciones
El defensor del acusado, el abogado Oscar Ortiz Zamora, explicó que “la reconstrucción muchas veces tiene importancia en lo que tiene que ver con lugar, tiempo y la forma en que aconteció el hecho, da un panorama más certero que lo escrito. El hecho de estar ahí presente y ver cómo explica el muchacho nos da un panorama que cada uno lo interpretara como corresponde”.
Cuando se conoció públicamente el caso, hubo versiones que indicaron que el acusado era la expareja de la madre del niño y que, al negarse esta a retomar una relación amorosa, tomó al infante de once meses y lo arrojó contra el piso. El defensor desmintió tal situación y sostuvo que “estaba solamente él con el bebé, no hubo ninguna discusión previa”.

Según la versión de la defensa, “el nene primero estaba en la cocina, sobre el piso, arriba de una colcha. Como lloraba cuando llega este muchacho de pasear sus perros, lo agarra, lo pone arriba de la cama y se va a bañar. Cuando vuelve el nene seguía llorando, así que lo agarra, el nene hace fuerza y se le resbala, se va para atrás y al momento de caer cae de espalda y recibe el golpe en la cabeza”.
“Él dice que se desplazó, que no lo pudo atajar. Entiendo que él intentó agarrarlo, según nuestra hipótesis, y pudo haber ocurrido que al intentar agarrarlo lo agravó al hecho, lo empujó”, agregó.

Intencionalidad
Ortiz Zamora remarcó que no está en controversia la existencia del hecho, por lo que lo único que habrá que dirimir es la existencia de intencionalidad o no.
“Para el fiscal sería un golpe directo, lo caratuló como homicidio simple, donde hay un dolo. En opinión mía hay una imprudencia, negligencia, impericia y falta de experiencia del muchacho cuando el nene se le va para atrás. A lo mejor lo agarró mal, entonces se le desplazó el chico y se le cayó”, dijo.
Sin embargo, aclaró que no irán en busca de una absolución, porque, según su criterio, “hay una actitud por lo menos descuidada o imprudente, porque si él no tiene chicos, no tiene experiencia, debió ser un poquito más cuidadoso, lo hubiera dejado en la cama hasta que viniera la madre”.
“Lo esencial es determinar la intencionalidad, si se trata de una negligencia, en ese caso el delito sería culposo, que podría resolverse con un abreviado. En caso de ser doloso no se podría otorgar esa salida porque el límite para los acuerdos es de seis años”, recordó por último el abogado defensor.
(Informe y foto: El Diario)

No hay comentarios