Colectivo Sanitario de La Pampa en el Barrio Escondido

0
498

(Santa Rosa – Exclusivo para El Norte en movimiento) La organización socioambiental pocos días atrás fue invitada a la barriada situada al sur de esta capital en el marco de una clase pública sobre Soberanía Alimentaria organizada por estudiantes de la Asamblea Abierta de la U.N.L.Pam. Una tarde primaveral congregó a una nutrida concurrencia que participó activamente en el marco de la actividad prevista. Fue el doctor Walter Muiño -foto-, docente de nuestra casa de altos estudios, quien leyó un documento que incursionó en dicha problemática y que logró generar un interesante cambio de ideas. Debajo de estas líneas se reproduce el trabajo:
La sociedad del mercado
Cuando la especie humana perdió su estado de comunión con el planeta donde vive comenzó la tragedia que nos ha conducido a la condición actual de la sociedad moderna. Trastocar el sentido sagrado que tiene el entorno natural para las comunidades campesinas o indígenas en una simple mercancía como lo hace nuestra sociedad globalizada y globalizante, nos ha colocado en este escenario presente.
Hoy estamos invitados a hacer un acto de presencia en esta clase pública organizada por la Asamblea Abierta de la U.N.L.Pam. porque la educación está en peligro de convertirse en una simple mercadería a través de las políticas que pretende implementar el gobierno nacional. Una mercadería que su calidad será directamente proporcional al dinero que pueda pagarla. De la misma forma acontece con el plato que llevamos a nuestras mesas y con nuestra salud. Porque para la sociedad del mercado y para los gobiernos que solo se rigen por sus reglas, la salud y los alimentos se han convertido en una simple mercancía.
Voz de alarma
Desde el Colectivo Sanitario La Pampa estamos empeñados en dar la voz de alarma apelando a la conciencia de nuestros conciudadanos para defender todos estos derechos que nos pretenden arrebatar. Desde nuestra constitución como espacio activo hemos estado denunciando los atentados contra la salud humana y del ambiente que se llevan adelante con el uso de agroquímicos. Hoy toda la cadena de producción de alimentos está controlada por las corporaciones que intervienen en la distribución y aplicación de estos venenos. Y todos los gobiernos, desde el nacional hasta los municipales de nuestra provincia están coaccionados por las presiones de estas corporaciones, cuando no son simples empleados de ellas a través de los ex CEOs en funciones gubernamentales.
Solo daremos dos ejemplos de esto con el fin de clarificar lo que estamos afirman-do. Uno de ellos es que hoy aún estamos esperando que el Concejo Deliberante de Santa Rosa comience al menos el tratamiento del Proyecto de Ordenanza de Distancias Mínimas para la Aplicación de Agroquímicos que presentamos hace más de un año, en abril del 2017. El otro es que la Municipalidad de Intendente Alvear denegó el pedido que hicimos para llevar adelante un campamento sanitario en esa localidad coordinado por la Red Universitaria de Ambiente y Salud de la Universidad Nacional de Córdoba, en el que el Colectivo Sanitario La Pampa se propuso como espacio articulador y colaborador con ese municipio. Las lamentables expresiones del intendente de esa localidad señalando la falta de rigor científico de esa investigación de campo “que sería conducida por la Universidad Nacional de Río Cuarto”, además de difundir información tergiversada ya que confunde instituciones y de no obrar en pos de un manifiesto interés por la salud expresado por la gente de su comunidad, no hacen más que confirmar nuestras aseveraciones.
Por todo esto que hemos expresado ratificamos que nuestro compromiso seguirá siendo el motor de los objetivos que nos hemos trazado y continuaremos bregando por la salud humana y del medio ambiente. Porque la salud, la alimentación y la educación forman parte de nuestra tan maltratada soberanía. Nuestra solidaridad con todos los que luchan por los derechos a una mejor calidad de vida en armonía con esta tierra, nuestra casa.
Walter Muiño
Colectivo Sanitario de La Pampa
12 de septiembre de 2018

No hay comentarios