Debate por la Ley de Acceso a la Información Pública: “hoy somos un país más democrático y transparente”

0
923

De esta manera se manifestó el senador nacional Juan Carlos Marino durante el debate previo a la sanción de una Ley de Acceso a la Información Pública: “Hoy podemos decir que Argentina dio un gran paso para dejar de formar parte del grupo de países que aún no tienen regulada esta materia. Hoy somos un país más democrático y transparente”, afirmó.

El proyecto en debate unifica en su contenido proyectos de diferentes legisladores, uno de ellos de autoría de Marino. En un principio se preveía que podía convertirse en ley esta misma noche pero debido a modificaciones decididas durante el debate, el mismo volverá a Diputados para su sanción definitiva.

“Como miembro de la Comisión de Medios de Comunicación y Libertad de Expresión, trabajé mucho este tema. La primera iniciativa la presenté en 2006 en co-autoría con Ernesto Sanz y Luis Naidenoff y desde entonces no paramos de trabajar para conseguir que se debata. Hoy, después de muchos años finalmente estamos a punto de lograr su sanción”, aseguró el senador riglense.
El texto del proyecto garantiza el ejercicio del derecho de acceso a la información pública consagrando los principios de “presunción de publicidad”, “transparencia y máxima divulgación”, “informalismo”, “apertura”, “no discriminación” y “gratuidad”, entre otros. Incluye dentro de la obligatoriedad de brindar información a los tres poderes del Estado; al Ministerio Público Fiscal de la Nación; al Ministerio Público de la Defensa; a las empresas y sociedades del Estado; a las empresas y sociedades del Estado con participación estatal minoritaria en relación con dicha participación; a concesionarios, permisionarios y licenciatarios de servicios públicos; a organizaciones empresariales, sindicales y partidos políticos y universidades y cualquier entidad a la que se le hayan otorgado fondos públicos en lo que se refiera a la información producida o relacionada con dichos fondos, entre otros. Además, deja sentado que cualquier ciudadano puede requerir información sin necesidad de explicar la motivación de su pedido o acreditar interés legítimo.
La ley prevé también los plazos para dar respuestas a las solicitudes, los modos y alcances de dar respuesta a la vez que crea la “Agencia de Acceso a la Información Pública” como ente autárquico con autonomía funcional, la cual funcionará en el ámbito del Poder Ejecutivo Nacional y estará a cargo de un director que durará cinco años en su función. Para la selección del mismo se establece un cuidadoso mecanismo de selección que prevé la publicación de los antecedentes del candidato y la celebración de una audiencia pública a efectos de evaluar observaciones que se presentaran en relación con su idoneidad.
“El acceso a la información pública es un derecho básico y una herramienta que le permite a la ciudadanía ejercer control ante el Estado. Esto es justamente lo que pretendemos, que con esta Ley se termine la arbitrariedad absurda con la que algunas gestiones deciden qué dar a conocer y qué esconder. Por eso, aunque el debate haya tardado tanto tiempo en darse, celebro lo que será una gran mejora en la calidad institucional y el otorgamiento de plena vigencia a un derecho constitucional”, concluyó Marino.

No hay comentarios