Sobre tablas y por mayoría, la Legislatura provincial aprobó hoy la modificación del artículo 3º de la Ley 2392 sobre parámetros mínimos y máximos de aplicación de los fondos distribuidos a las municipalidades y comisiones de fomento surgidos de las regalías hidrocarburíferas, dejando de lado la obligatoriedad de destinar sólo el 30% de esos recursos, a la libre disponibilidad de los intendentes.

Una vez promulgada esta norma, el destino del ciento por ciento de estos recursos será determinado por los concejos deliberantes de las localidades.

El diputado Ariel Rauschemberger (PJ) fue el miembro informante de lo acordado ayer en plenario de comisiones y dijo que con esta modificación, que incluye la retroactividad al 1 de enero de este año y a los saldos de las regalías del año pasado que algún municipio pueda tener en reserva, se le aporta mayor previsibilidad y funcionalidad en esta dura coyuntura a esos recursos.

“Luego de tres años del dictado de la norma y atendiendo a la diversidad de las regiones de nuestra provincia y, sobre todo, a lo solicitado al gobernador Carlos Verna por la totalidad de los intendentes que con él se reunieron el 29 de marzo, es que se propone esta modificación”, dijo.

“Este es un reconocimiento real a las autonomías municipales, que sean los concejos deliberantes los que decidan el destino de estos fondos”, remarcó.

“Entendemos que es un ejercicio de federalismo hacia adentro de nuestra provincia y un reconocimiento a las autonomía económica y financiera de los municipios, sin limitar la afectación de los mismos”, agregó.

El diputado Carlos Bruno (Frepam), al hacer la fundamentación del voto positivo de su bloque, dijo que es un “proyecto superador porque significará un muy buen ejercicio democrático”.

“Ahora tendrán que acordar intendentes y concejales los destinos de estos recursos, justo ellos que fueron los votados por los vecinos de cada pueblo”, dijo.

“No existe autonomía municipal sin autonomía financiera”, añadió.

Solamente el bloque de diputados del PRO se opuso a esta modificación de la ley 2392.

Durante el debate, aparecieron también cuestiones políticas coyunturales. Por ejemplo el diputado Bruno cuestionó al gobernador por sus recientes declaraciones en las hizo referencia a la lentitud del intendente de Santa Rosa, refiriéndose también a las supuestas razones de esa lentitud.

El diputado Espartaco Marín (PJ) le respondió destacando la voluntad del gobernador por darle respuestas a los ciudadanos de Santa Rosa, manifestando su confianza en que en la reunión del martes próximo entre funcionarios nacionales, provinciales y municipales se alcancen acuerdos.

Finalmente, el diputado Luis Solana (Frepam) hizo una observación: “Más allá de esta ley, en la que sólo le damos mayor liquidez pero no más recursos a los municipios, mientras el gobierno provincial siempre se quede con los dos tercios de los recursos, los municipios seguirán asfixiados”.
(Fuente: DiarioTextual)

No hay comentarios