Fernando Bono: “el pueblo no corre peligro”

0
1876

El intendente de Ceballos, Fernando Bono, afirmó que gracias a las tareas de contención realizadas en la localidad el casco urbano no corre peligro de inundación pese a la gran cantidad de agua está llegando a la zona proveniente del norte, el oeste y el sur.
Ese caudal junta lagunas que antes estaban separadas y se ubica a unos 300 metros del pueblo, en donde se quedará. Incluso, si siguiera creciendo el nivel de esas lagunas se aliviarán usando con una bomba arrocera, de acuerdo al plan de trabajo que técnicos de la Secretaría de Recursos Hídricos y Vialidad Provincial elaboraron conjuntamente con el intendente.

Al margen de esto, está claro que la situación es preocupante para el funcionario, porque el agua inundará campos. Eso, más la no absorción de las napas, genera un deterioro permanente de la red terciaria que afecta naturalmente a los habitantes y a los productores.
“El problema es que la red terciaria está destruida, hagamos los trabajos que hagamos. El año pasado hicimos 31 kilómetros de alteo bien hecho y hoy ya hay lugares en donde no se puede andar ni de a pie”, explicó Bono, quien sufre en carne propia la realidad de la que habla: uno de los campos inundados es el suyo.
“Mucha gente le echa la culpa al Gobierno, pero el agua que está entrando yo no la vi ni en el 2000… O sea que cualquier obra hubiera sido desbordada. Yo las pasé todas, fui trabajador, estudié, recién hoy estoy en el gobierno, así que no me la van a contar… Acá hubo piedra, lluvia, incendios… Dicen que no se hicieron obras para prevenir, pero ¿qué van a pedir? ¿Qué se prevenga un terremoto? No podemos controlar la situación climática”, remarcó.

Luego de aclarar que Ceballos tiene en buenas condiciones los caminos de acceso y salida, detalló que las condiciones de la red terciaria son tan malas que “si viniera alguien con 50 millones de pesos y me dice que la arregle le tengo que decir que no, que no se puede trabajar porque no se puede andar ni a pie”.
“Estamos bien equipados –aclaró- pero no podemos usar las máquinas porque se encaja porque no hay piso ya. Hay lugares donde no podemos ni sacar tierra seca, los camiones tienen que entrar con media carga para no hundirse… Cualquier cosa que se haga, por mínima que sea, no terminás más”.

No hay comentarios