El intendente de Mauricio Mayer, Celestino Folmer, inauguró el miércoles de la semana pasada el período de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante.
En su discurso, el jefe comunal pidió “un poco de paciencia” a los vecinos para terminar las obras públicas iniciadas el año pasado y adelantó que en breve será inaugurada la pileta climatizada.
Además, ratificó que enviará al recinto deliberativo un proyecto para aumentar un 30% las tasas municipales y anunció una nueva moratoria para los morosos. “Hay gente que no paga los servicios y puede hacerlo, una cosa es no querer y otra no poder”, diferenció.
El mandatario municipal reconoció que los cambios políticos y económicos a nivel nacional y provincial “indudablemente repercuten en el ámbito local. Varios ajustes se han llevado a cabo y han afectado nuestros ingresos. Por eso les pido un poco de paciencia para terminar las obras que están en marcha como el pavimento urbano”, dijo mirando a los presentes en el salón.
“Se concluirá con el entoscado de calles y evaluamos la posibilidad de hacer tres cuadras más con lo cual tendríamos anillado el pueblo. Tenemos el compromiso del gobierno provincial de brindarnos el apoyo necesario”, aseguró.
Pileta climatizada
Con seguridad afirmó que la piscina climatizada “pronto estará en funcionamiento” porque ya se le instaló el gas natural y comienzan los trabajos de pintura. El dueño de la empresa encargada de la construcción de la subcomisaría le manifestó su intención de finalizar la obra a fines de abril próximo.
“Ese sería otro logro para la localidad”, apuntó Folmer, quien seguirá gestionando recursos para terminar con el edificio del Centro de Jubilados y Pensionados, una obra que hasta 2015 se financiaba con aportes del programa nacional “Más Cerca”. Además, tiene previsto comprar una combi y un tractor nuevos, continuará con el mantenimiento de los caminos vecinales y le otorgará “un rol importante” a las actividades culturales y al deporte para incluir a la totalidad de los jóvenes del pueblo.
“Necesito la colaboración de cada uno de los vecinos a través del cumplimiento con el pago de las tasas municipales. Les pido a todos que me ayuden a promocionar este mensaje porque necesitamos cobrar los servicios”, admitió.
Su intención es “no llegar a instancias legales”, por eso les mandó a los morosos “una notita” con el detalle de la deuda y hasta el momento “aparecieron muy pocos”, aunque todavía tienen plazo para acercarse” al municipio. Si no lo hacen se les enviará una carta documento.
“Hicimos todo lo que está a nuestro alcance pero hay frentistas que al parecer no están acostumbrados a pagar, pese a que los servicios se brindan bastante bien”, señaló. Recordó que cuando asumió la intendencia por primera vez, hace doce años, “se rompían los caños del agua potable todos los días, era algo tremendo. En cambio, ahora tenemos todo nuevo, producto de muchas gestiones y no falta agua”.
Aumento de tasas.
Enviará al CD la nueva ordenanza tarifaria con un aumento del 30% de las tasas “cuando todo ha aumentado más del 50% al ritmo de la suba del dólar”. Les comunicó a los deudores que se encuentra vigente una nueva moratoria para que puedan regularizar su situación antes del incremento. “Queremos buscar una solución acorde a cada caso”, acotó el mandatario.
“Sigamos trabajando juntos y unidos, es la única manera de hacer un pueblo grande”, finalizó.
Por su parte, el presidente del CD, Ernesto Selinger, dijo que junto a sus colegas “nos comprometemos a trabajar con responsabilidad y honestidad, siempre buscando el bien común”. (Fuente: La Arena)

No hay comentarios