Senador Marino solicitó la Emergencia Agropecuaria para departamentos de La Pampa

0
1022

El senador por La Pampa Juan Carlos Marino solicitó mediante un proyecto de declaración la emergencia agropecuaria para los departamentos de Realicó, Chapaleufú y Maracó. Por intermedio de esta iniciativa, el Poder Ejecutivo destinaría una partida de 50 millones de pesos del Fondo Nacional para la Mitigación de Emergencias y Desastres Agropecuarios (FONEDA), para la recuperación productiva de la región.

Al respecto, Marino manifestó que: “como todos sabemos nuestra provincia depende directamente de la actividad agropecuaria para motorizar su economía, miles de puestos de trabajo, familias y diversas actividades comerciales conexas están estrechamente ligadas a la producción primaria y su desarrollo. En estos momentos el sector atraviesa una situación crítica: al clima extremo y las persistentes lluvias, se le suma la fragilidad de los productores para sobrellevar este contexto, como resultado de las erradas políticas hacia el sector por parte del gobierno saliente. Este peligroso cóctel puede provocar pérdidas irreparables o díficiles de superar que redunden en una virtual paralización de los pueblos y la consiguiente pérdida de puestos de trabajo”.

La ley 26.509 sobre Sistema Nacional para la Prevención y Mitigación de Emergencias y Desastres Agropecuarios establece dos requisitos para declarar la Emergencia Agropecuaria, por un lado que “factores de origen climático, meteorológico, telúrico, biológico o físico, que no fueren previsibles o siéndolo fueren inevitables, por su intensidad o carácter extraordinario, afectaren la producción o la capacidad de producción de una región dificultando gravemente la evolución de las actividades agropecuarias y el cumplimiento de las obligaciones crediticias y fiscales, y por otro, la declaración de estado de emergencia y/o desastre realizada por la provincia donde se encuentre la zona afectada. Ambos requisitos se han cumplido, en tanto la provincia de La Pampa ha declarado el pasado 22 de abril la emergencia en tres departamentos de la provincia”.

“La situación es desesperante, el departamento Chapaleufú se encuentra amenazado por el agua al punto que en los campos que no se encuentran anegados, existen dudas respecto de si hay suelo firme para levantar la cosecha. El escenario no es mucho mejor en los departamentos aledaños de Maracó y Realicó. Para complicar aún más la situación, se suma el desborde del Río Quinto y las dificultades que deben afrontar todas las jurisdicciones intervinientes en la cuenca para garantizar el normal escurrimiento del agua sin afectar los campos de la zona” explicó el legislador pampeano.

Francisco Traverso, intendente de Intendente Alvear y quien colaboró con Marino en el proyecto, expresó claramente la gravedad del caso, al graficar que “en esta localidad llovieron en 2015 nada menos que 1.153,5 milímetros, cuando el promedio de los últimos 90 años siempre estuvo por debajo de los 800, y en la recordada inundación del año 2000, fueron 1.359 milímetros, apenas un 17% más. Así de complicado es el panorama actual”.

“Esta es una herramienta más para paliar el difícil contexto que atraviesan los productores de esta región y las economías locales, sin dejar de lado los beneficios financieros e impositivos, la suspensión de juicios ejecutivos, los créditos blandos para poder enfrentar la nueva campaña o los aportes no reintegrables que pudieran establecerse complementariamente. Debemos tener en claro que no es una situación aislada de un sector productivo, esto repercute en todo el circuito económico de la zona y de la provincia y pone en peligro emprendimientos que sostienen a muchas familias pampeanas. Confiamos en que se aprobará rápidamente para dar una respuesta concreta y a tiempo a sus necesidades”, finalizó Marino.

No hay comentarios