Robledo: “la trata de personas y la prostitución son un eslabón de la misma cadena”

0
35

Este 30 de julio se conmemora el día de la lucha contra la trata de personas y, por eso, la secretaria de la mujer de la Provincia de la Pampa, Liliana Robledo, recordó la importancia de combatir este flagelo que abarca distintos tipos de violencia, de las cuales la explotación sexual es la principal.  La funcionaria provincial, expresó que “es un día que se presta para la reflexión y sensibilización sobre un tema por demás importante para nuestra sociedad. Desde la Secretaría, consideramos que la prostitución, la explotación con fines sexuales, es un tipo de violencia y, por lo tanto, no es un trabajo. Así lo indican los tratados internacionales que nuestro país ha firmado. Argentina y La Pampa son abolicionistas”.

La Organización de las Naciones Unidas manifestó que en el mundo las mujeres representan el 49% y las niñas el 23% de todas las víctimas de la trata; que la explotación sexual es la forma más común de explotación seguida del trabajo forzado y que la mayoría son víctimas dentro de las fronteras de sus países.

Robledo expresó que “la trata de personas es una violación a los derechos humanos de las personas, y por eso, se debe legislar y tomar medidas en pos de prevenir este tipo de actos. Es por eso que manifesté ante las autoridades nacionales mi absoluta oposición a que se incluya como categorías trabajadoras/es sexuales en la economía popular, lo cual podría ser un riesgo para miles de mujeres y niñas en situación de vulnerabilidad”.

En conmemoración de este día, la secretaria Liliana Robledo, participó de un conversatorio virtual organizado por el Ministerio de Ciudadanía de la Provincia de Neuquén. Del mismo participaron más de 100 personas que interactuaron con la secretaria y los demás expositores. En su alocución, Liliana Robledo, explicó el trabajo realizado en la problemática: una tarea interministerial en la Comisión Provincial de Trata. También marcó el camino a seguir, expresó que “se debe apuntar a las nuevas generaciones. Debemos darle visibilidad a la temática, para que haya un mayor conocimiento de la misma con el fin último de que se vaya gestando un cambio cultural que ponga fin a este flagelo que afecta a tantas mujeres y niñas”.